Aparatos de moxa y lámparas TDP: calor procedente de lámparas de infrarrojos para el tratamiento moderno con moxa

Durante el tratamiento con moxa casi siempre se genera una cierta cantidad de humo y olores asociados a la combustión. En muchas consultas esto hace que no sea posible realizar tratamientos con moxa

Si el uso de carbón de moxa sin humo ya prequemado tampoco fuera factible, los aparatos eléctricos de moxa son una alternativa cómoda. Estos son lámparas de infrarrojos que trabajan con una longitud de onda y un campo electromagnético especial que se aproxima mucho al de la artemisa. El nombre «lámparas TDP» procede del japonés «Teding Diancibo Pu» y significa «espectro electromagnético especial». Estos reflectores contienen una placa con más de 30 minerales que generan una luz infrarroja de onda especialmente larga (2-25 μm) para la radiación.
Las lámparas de calor de este tipo se pueden orientar con gran precisión y, además, disponen de un fino grado de ajuste. El terapeuta también puede controlar la duración y la intensidad del calor, lo que incrementa la comodidad para el paciente y también la seguridad de la aplicación.

Una forma especial del tratamiento con calor son los reflectores energéticos de bioespectro (lámparas biotérmicas), aparatos de tratamiento para la radiación electromagnética y la fisioterapia. Este tipo de aparatos cuentan con un amplio ancho de banda que abarca desde infrarrojos a longitudes de microondas. Los reflectores de bioespectro permiten acelerar los procesos de curación y tratar enfermedades crónicas.

En acupunctureworld puede comprar en línea con total comodidad aparatos eléctricos de moxa sin humos ni olores como lámparas de infrarrojos y TDP y biotérmicas.